Juderkis Aguilar | “Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años y son muy buenos. Pero los hay que luchan toda la vida. Esos son los imprescindibles”  Bertolt Brecht.

Contando con el apoyo del Centro de Derechos Humanos de la Universidad Católica Andrés Bello, el Centro de Justicia y Paz (Cepaz), y el Programa Venezolano de Educación-Acción en Derechos Humanos (PROVEA), desde el pasado mes de octubre de 2016 diversas organizaciones de derechos humanos han comenzado a capacitarse y generar mecanismos de reflexión para la construcción de una Agenda Urgente de Derechos Humanos.

El cuestionamiento hecho por la sociedad civil a los procesos que se vienen desarrollando en nuestro país; acompañado de una fuerte crisis estructural, ha obligado a la población a cuestionar seriamente el tipo de políticas y acciones implementadas por el gobierno. Este cuestionamiento exige a numerosas organizaciones la reflexión sobre su papel dentro del ámbito público.

A partir de allí, muchas organizaciones han comenzado a formarse para dar inicio a un intenso proceso de reflexión y construcción de políticas públicas alternativas que se encuentren dirigidas a planificar y llevar a la práctica soluciones efectivas a los problemas de país, de acuerdo con lo establecido en nuestro marco constitucional y los estándares internacionales de derechos humanos.

Se hace necesario prepararse, organizarse, capacitarse para presentar propuestas de planes y proyectos, en este caso en materia de derechos humanos, así como de vigilar su ejecución

A saber, la sociedad civil tiene en sus manos una causa como lo es generar conciencia y acción, con el objeto de influir en las decisiones institucionales, y así generar un cambio o transformación de su entorno. Por consiguiente, se hace necesario prepararse, organizarse, capacitarse para presentar propuestas de planes y proyectos, en este caso en materia de derechos humanos, así como de vigilar su ejecución. Todo ello teniendo como fin la solución de los problemas públicos que se planteen.

El método consta de varias fases: Capacitación en materia de participación en políticas públicas, incidencia como mecanismo de participación, contraloría social, entre otros. Paralelamente, reflexionar sobre problemas de nuestra colectividad, para clarificar cuales son las demandas de la población frente a ellos, cuales pudieran ser las alternativas para su solución, que actores están involucrados, etc., al igual que discusiones sobre los temas transversales obtenidos de las trabajos previos para avanzar en sus soluciones. Seguidamente, la construcción de un documento que recoja propuestas e iniciativas de políticas públicas las cuales puedan ser medidas a corto y mediano plazo, con la aspiración que las autoridades las incorporen en sus agendas y así ayudar a la recomposición de la vida social del país.

Es así como este espacio se inicia con la intensión de construir conocimiento para posteriormente construir nuevas realidades y posibilidades.

A la fecha, se han realizado actividades en Caracas, Mérida, Trujillo, Bolívar, Lara, Yaracuy y Zulia.

Se espera acudir a otros estados del país y avanzar en la construcción de una Agenda Urgente en Derechos Humanos. ¡Participa!

Abogada en el Programa de Exigibilidad en DESC de Provea
@JuderkisA